FAMG defiende derechos

Ante el caso de la denuncia realizada a los profesionales que realizaron la cesárea a la niña violada en Tucumán, FAMG defiende derechos y expresa:

Ante el caso de la denuncia realizada a los profesionales que realizaron la cesárea a la niña violada en Tucumán, FAMG defiende derechos y expresa:

Frente a las últimas noticias que aseguran que un grupo de abogadas y abogados antiderechos de Tucumán presentaron una denuncia penal contra lxs médicxs que realizaron en febrero la cesárea a la nena de 11 años violada por la pareja de su abuela, en el Hospital tucumano Eva Perón, como colectivo de trabajadorxs comprometidos con la salud debemos recordar que la intervención fue avalada por el Ministerio de Salud Pública de la provincia antes nombrada, ya que se trató  de un caso de violación, una de las tres causales de aborto despenalizadas en nuestro país desde 1921.

Más allá de denunciar la dilación en el acceso efectivo a la práctica de interrupción legal del embarazo que se constató en este caso, y de la tortura que significa obligar a parir a una niña violada, respaldamos y expresamos nuestro apoyo a lxs compañerxs denunciados, quienes han demostrado compromiso acorde con las normativas y leyes vigentes, llevando adelante un acompañamiento que muchxs trataron de obstaculizar (con amenazas incluso, incumplimiento de los deberes de funcionarixs públicxs, respuestas tardías ante la solicitud de interrupción del embarazo de la menor y su familiar). Tal como sucedió en Jujuy hace unas semanas atrás, nuevamente en esta situación no se salvó una vida, ni dos. Se torturaron varias, se vulneraron derechos… y, claro está, que lxs compañerxs denunciadxs son quienes, en definitiva, bregaron por el derecho de la niña a decidir, y hoy son perseguidos por ello.